Fallece Carsten Otterbach, guitarrista de Morgoth
4 diciembre, 2018
Glenn Tipton vuelve a aparecer con Judas Priest
9 diciembre, 2018

Solicitan nuevo juicio contra Tobias Forge

¿Serán verdad los motivos por los que piden que el juicio se repita? Seguro que saldremos de dudas.

En abril del pasado 2017, el líder de Ghost, Tobias Forge, recibió una demanda de forma conjunta por cuatro ex componentes de la banda. Además de una reclamación monetaria, esta demanda supuso que Forge tuviera que desvelar su identidad después de años escondiéndose tras la máscara de Papa Emeritus. Finalmente, tras los correspondientes juicios, el Tribunal del Distrito de Linköping (ciudad natal de la banda) desestimó el caso. Pero ahora, los demandantes, piden que se repita el juicio por unos motivos muy concretos.

Los ex miembros de Ghost piden que se repita el juicio
Los cuatro ex miembros de Ghost que perdieron el juicio contra Tobias Forge, han solicitado uno nuevo, conservando su demanda original. ¿Por qué? Al parecer, el juez que desestimó la demanda el mes pasado tiene un conflicto de intereses con este caso, ya que tanto él como Forge son miembros de la Orden de los Francmasones de Suecia.

El abogado de la parte demandante, Michael Berg, publicó en documentos judiciales que “debe haber sido casi imposible” para el juez Henrik Ibold “evaluar objetivamente e imparcialmente el valor probatorio de la información que Tobias Forge ha proporcionado”. Una formalidad para relacionar al juez y al líder de Ghost.

En una entrevista con NT.se, el juez Ibold negó conocer que Forge era miembro de la Orden Sueca de los Masones, pero admitió que había “escuchado algunos rumores de que podía ser verdad”. ¿Se repetirá el juicio? Estaremos al tanto.

En octubre de este año, se desestimó la demanda
No tenemos que remontar a finales de 2017, cuando cuatro ex componentes de Ghost, que actuaron de forma anónima en la banda como Nameless Ghouls, demandaron a Tobias Forge. La demanda original afirmaba que el líder de la banda sueca controlaba de forma unilateral los asuntos comerciales de la banda, sin la participación de nadie más. Los cuatro músicos declararon además, que existía un acuerdo de asociación entre ellos, pero Tobias Forge se hacía cargo tareas de gestión.

El juicio celebrado en el Tribunal de Distrito de Linköping duró seis días, y el 17 de octubre se publicó una resolución de 108 páginas, en la que se desestimaba el caso. A los cuatro ex miembros de Ghost se les ordenó pagar los honorarios legales de Forge, que podrían ascender, aproximadamente, a unos 146.00 dólares.